Feeds:
Entradas
Comentarios

Lo que más desconcierta es que la migraña tiene tantas causas como remedios en la mayoría de los casos inútiles. El departamento de Salud de los Estados Unidos, FDA,  acaba de aprobar un medicamento para la cefalea que viene en forma de inyección y se aplica una vez al mes. Una buena noticia solo para bolsillos abultados.

De acuerdo con la OMS, una de cada siete personas sufre de migrañas, casi el 20% de las mujeres y el 10% de los hombres

La crisis de migraña es un dolor de cabeza intenso que se inicia en un lado de cráneo y se generaliza a toda la cabeza. Se manifiesta en forma de latidos y la mayoría de las veces va acompañado  de nauseas, vomito, sensación de abatimiento y malestar general. Se entiende porque el desespero que causa en sus víctimas.

El medicamento, fabricado por las empresas  Amgen y Novartis,  es un tratamiento  para las personas que padecen la forma más extrema e incapacitante de dolores de cabeza.

El fármaco, aprobado por la FDA para su comercialización, lleva el nombre de Aimovig y  bloquea un fragmento de la proteína CGRP, que es la que inicia y prolonga las migrañas, y se cree que podría disminuir el dolor en un 50%.

Aimovig es una inyección mensual que cuesta 6.900 dólares al año, el equivalente a $1.663.590 por dosis. La buena nueva para los afectados es que  le viene competencia en camino puesto que las empresas Lilly, Teva y Alder tienen medicamentos similares en espera de aprobación o en etapas finales de estudio.

En los estudios clínicos previos a la aprobación del Aimovig, las personas que ingirieron las nuevas medicinas no informaron tener más efectos secundarios que las que estaban tomando el placebo. Los efectos en pacientes  con enfermedades secundarias están por determinarse.

Los medicamentos tendrán un impacto enorme dijo Amaal Starling, neuróloga y especialista en migraña en la Clínica Mayo en Phoenix.  “Es un momento realmente increíble para mis pacientes y para todos los neurólogos que los atienden”.

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

 

Anuncios

El efecto de la aspirina en el tratamiento de pacientes con riesgo cardiovascular varía según la dosis y el peso del paciente.  Para personas con peso mayor de 70 kilogramos las dosis de 70 y 100 mg. no tienen el efecto protector que  le atribuyen los cardiólogos,  según un estudio de investigadores de las universidades de Oxford y de Harward publicado en la revista The Lancet.

Los investigadores recomiendan a todos los pacientes bajo tratamiento con aspirina que revisen con sus médicos la dosis y la ajusten

Desde que se descubrió que una pequeña dosis de aspirina reducía el riesgo de sufrir eventos cardiovasculares, gracias a que inhibe la agregación de plaquetas, pequeñas células que juegan un papel en la reparación de vasos sanguíneos, la aspirina pasó formar parte indispensable del arsenal de medicamentos utilizados por  los cardiólogos para prevenir infartos.

A pesar de sus beneficios, algunos médicos vienen preguntándose si es válido recetar a todos los pacientes la misma dosis de aspirina. Los estudios realizados hasta ahora no incluían los efectos de  diferentes dosis en distintos tipos de pacientes.

Los resultados de la investigación revelaron que las dosis bajas de aspirina (75-100 mg) solo fueron efectivas para prevenir eventos vasculares en pacientes que pesan menos de 70 kg, y no tuvieron ningún beneficio en el 80% de los hombres y casi el 50% de todas las mujeres que pesaban 70 kg o más.

También afirmaron que  las dosis más altas de aspirina solo fueron efectivas en pacientes que pesaban 70 kg o más. “Dado que los efectos de la aspirina en otros resultados, incluido el cáncer, también mostraron interacciones con el tamaño corporal, es poco probable que un enfoque de una dosis para todos sea óptimo, y se requiere una estrategia más adaptada”, señalaron.

A esta conclusión los investigadores llegaron después de utilizar datos de pacientes individuales de ensayos clínicos previos para analizar la información teniendo en cuenta el en cuenta el peso, altura y otras medidas del tamaño corporal.

Los investigadores recomiendan a todos los pacientes bajo tratamiento con aspirina que revisen  con sus médicos la dosis y la ajusten tomando en consideración el peso corporal, impulsado más por la masa corporal magra y la altura que por el índice de masa corporal.

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

Primero fueron los científicos griegos quienes en el 2012 publicaron una investigación en la revista Journal of América Asociación (JAMA). Ahora un equipo de la Fundación londinense  sin fines lucro Cochraen y la Universidad del Reino Unido East Anglia, coinciden en que el consumo de Omega tres no reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Invierta su dinero en verduras en vez de en suplementos de omega 3 dice el cardiólogo Tim Chico

El mito de los beneficios de los ácidos grasos omega 3 que se encuentran en alta proporción en los tejidos de ciertos pescados y mariscos, y en algunas fuentes vegetales, como en el aceite de soja o las nueces, se originó en Alaska, luego de la publicación de un estudio en 1971 en la revista The Lancet.

Un grupo de investigadores daneses investigaron los hábitos alimenticios de 130 esquimales que habitaban en Greolandia. Detectaron que pese a su alto consumo de carnes altas en grasas y a la no ingesta de frutas, vegetales y granos tenían un nivel bajo de colesterol y triglicéridos. Concluyeron que este régimen explicaba la baja incidencia de ataques cardíacos y la baja incidencia de diabetes en esa población.

Asi se extendió la  idea  por todo el planeta de que  su consumo en forma de suplementos de ácidos grasos ayuda a prevenir enfermedades cardíacas, incluyendo la reducción de la presión sanguínea y del colesterol.

Los investigadores de Cochrane descubrieron que aumentar el consumo de  Omega 3 de cadena larga, principalmente a través de suplementos, proporciona poco o ningún beneficio en la mayoría de los indicadores estudiados, explicó el lider de la investigación Lee Hooper de la Universidad East Anglia.

El análisis elaborado con los resultados de 79 ensayos clínicos a una muestra de 112.059 personas de diferentes partes del globo (Norteamérica, Europa, Asia y Australia), confirma  esta conclusión.

“Estos suplementos de Omega 3, además, tienen un coste considerable; así que mi consejo es que aquellos que los compren con la esperanza de proteger su corazón se gasten su dinero en verduras en vez de en esto”, comentó al respecto el cardiólogo Tim Chico, de la inglesa Universidad de Sheffield.

 

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

Cuando se trata del tamaño de los senos la inconformidad en las mujeres es la regla. Pero además le gustará saber algunos otros datos como el número de pezones y las estadísticas que indican el porcentaje de satisfacción que sienten las mujeres por sus pechos.

Solo a un tercio de las mujeres entre 18 y 65 años les gusta el tamaño y forma de sus senos.

Cuando las mujeres se refieren a sus senos los llaman lolas, tetas, melones o usan cualquier otro nombre para referirse a ellas. Pocas saben que los senos son órganos simplemente porque cumplen la función de producir leche. Poseen unos pequeños lóbulos y una serie de ductos que transportan la leche a los pezones. Los hombres no poseen esos lóbulos aunque algunos desearían tenerlos.

Pero la disparidad en el tamaño de los senos es una de las interrogantes que más  las inquietan. Las estadísticas indican que el 44% de las mujeres tienen un seno más pequeño que el otro. Cuando se incluye en la encuesta el volumen, la forma y el tamaño del pezón el porcentaje en la disparidad llega al 88%.

Más sorprendentes son los casos de personas que tienen más de dos pezones. En las mujeres se presentan el doble de los casos que en los hombres y generalmente son más pequeños. Suelen aparecer en los recién nacidos entre los hombros y las piernas, incluso aunque  con menos frecuencia  en el pie.

En la mayoría de las mujeres el pezón se proyecta hacia afuera, pero en algunos casos esa proyección es anómala y va hacia adentro. Esta variación no tiene por qué indicar un problema de salud, pero cuando se produce espontáneamente después de la pubertad conviene consultar el caso con un médico. Los pezones invertidos congénitos son benignos en un 100%.

La presencia de bellos en la aureola y en el pezón son normales. La recomendación es recortarlos con una tijera y no jalarlos o  afeitarlos para evitar que se entierren.

En materia de sexualidad los pezones son centros cargados de nervios que en las pruebas de imágenes iluminan los mismos puntos en el cerebro que cuando se estimulan los genitales femeninos y pueden producir orgasmos.

La flacidez en los senos tiene que ver más con la edad que con amamantar. Con los años pierden firmeza y elasticidad. Fumar y los cambios de peso también  suelen ser  aliados de la gravedad y causar su caída prematura.

Los derrames o escape de líquidos  durante el  embarazo y cuando se amamanta son normales. Pero  en otro momento puede  relacionarse con desordenes hormonales o cáncer en cuyos casos se recomienda consultar al especialista.

Mas del 80% de las mujeres usan brasieres que les quedan flojos . Esta falta de soporte afecta la postura y puede producir dolor de espalda o en  la nuca.

Menos de un  tercio de las mujeres con edades comprendidas entre 18 y 65 años  les gusta el tamaño y la forma de sus senos. Algunas los quieren más pequeños y otras los quieren mas grandes. Ambas terminan en la mesa del cirujano. Muchas se sienten mejor consigo mismas usando un buen brasier que las ayude a mejorar su imagen.

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

La legalización en varios Estados y el hecho cierto de que el consumo de cannabis medicinal es de gran ayuda para aliviar molestias y dolores  típicos de la tercera edad como artritis, neuropatía, insomnio es una tendencia que  continua en franco crecimiento en los Estados Unidos.

La industria proyecta que para el 2020 el negocio del cannabis medicinal y de entretenimiento en California producirá 6.500 millones de dólares.

Tinturas, aerosoles, productos comestibles como caramelos  y tópicos como lociones y aceites son las presentaciones más populares entre la clientela de la tercera edad en  Los Ángeles, California. Proporcionan alivio para una alta gama de dolencias sin tener los efectos sicotrópicos normalmente atribuidos a la droga.

“Tuvimos una presentación por estos días en San José [norte de California] y había 400 personas esperando para entrar. Estábamos desbordados” señaló Marta Macbeth, quien trabaja en una consultora especializada en la tercera edad en California, donde la marihuana recreativa es legal desde enero y tiene el mayor mercado del país de cannabis legal.

El uso de marihuana entre estadounidenses de 65 años en adelante ha subido 250% entre 2006 y 2013, según la encuesta nacional de uso de drogas y salud (NSDUH, del inglés).

Otro estudio determinó un incremento de 71% en el consumo entre adultos de más de 50 años entre 2006 y 2016.

Algunos ancianos toman muchas pastillas diferentes al día y  generalmente estas drogas tienen un efecto indeseable, destacó Beverly Potter, autora de “Cannabis for Seniors”, un libro que ayuda a los ancianos a entender este nuevo mercado.

El cannabis se ha transformado en una alternativa viable para evitar los efectos secundarios debidos  al uso continuo de analgésicos y somníferos.

“Solo quiero poder trabajar en el jardín sin que me duelan las rodillas, indicó Bárbara Blaser  enfermera de 72 años y 50 de experiencia quien trabajó en  un dispensario al el norte de California y que empezó a consumir cannabis tras una seria enfermedad y terminó siendo una activista. “Si se usa adecuadamente, puede cambiar tu vida”.

Desafortunadamente todavía hay gente que piensa que consumir cannabis es drogarse, sin embargo el uso entre gente de la tercera edad continúa creciendo y se espera, que de mantenerse esta tendencia superara a los más jóvenes en términos de consumo.

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

La cultura del trabajo occidental conspira contra el buen dormir. Admiramos a esas personas exitosas que  duermen cinco horas diarias, mientras que los que cumplen con las ocho reglamentarias son vistos como holgazanes.

Somos la única especie que se priva de dormir de forma deliberada con o sin motivo

Matthew Walker, profesor de neurociencia y psicología de la Universidad de Berkeley, en Estados Unidos y autor del libro ¿Por qué dormimos? explicó a la BBC de Londres la importancia de tener siempre  una buena  noche  de sueño para llegar a la vejez y mantenerse sano el mayor tiempo posible.

Hay personas que duermen poco entre semana y pretenden recuperarse durante el fin de semana. Esto es una falacia dice Walker. ” El sueño perdido no se puede recuperar”

Lo que si se puede hacer, plantea el especialista, es cambiar  los malos hábitos que conducen al mal dormir y evitar, tal y como lo demuestran los estudios, el deterioro degenerativo y el Alzheimer por más de diez años en comparación con las personas que no cambiaron sus hábitos.

¿Por qué cada vez dormimos menos­?

  1. Falta de conocimiento. La comunidad científica sabe lo crucial que es dormir bien, pero hasta ahora no ha sido capaz de comunicarlo de forma efectiva al público en general. La mayor parte de las personas no entiende por qué dormir es importante.
  2. Ritmo de vida. El tiempo que demanda el horario de trabajo supera las ochos reglamentarias y entre semana queda poco espacio para la familia, amigos y ocio. Al final se pasa el día y sacrificamos horas de sueño.
  3. Actitudes y creencias.Dormir no está bien visto por la sociedad. Si le dijeras a alguien que duermes nueve horas, probablemente pensarían que eres un holgazán. Nadie pensaría que un bebé que duerme es perezoso, porque sabemos que dormir es absolutamente esencial para su desarrollo. Pero esta noción cambia cuando llegamos a la edad adulta. No sólo abandonamos la idea de que dormir es necesario, sino que castigamos a las personas por dormir cuando lo necesitan.
  1. La falta de luz natural.No nos gusta estar sin luz cuando oscurece. Pero la oscuridad es necesaria para liberar una hormona esencial llamada melatonina que nos ayuda a dormir bien. Desgraciadamente, uno de los efectos secundarios del progreso es que estamos constantemente bajo luz artificial. Esto empeoró con la llegada de las pantallas LED, puesto que proyectan una potente luz azul que bloquea la melatonina.

 

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

Se sabe que la enfermedad de Alzheimer comienza mucho antes de dar muestras de pérdida de memoria. Mientras,  las esperanzas se centran en proyectos como la  Neuroimágenes de la Enfermedad de Alzheimer (ADNI, por sus siglas en inglés) con miras a prevenirla, tratarla y curarla.

La nueva definición deja de lado los síntomas, para centrarse en los biomarcadores asociados al proceso patológico de la enfermedad de Alzheimer

Los investigadores de ADNI  que llevan más de 10 años estudiando el envejecimiento cerebral han descubierto que las características distintivas de la enfermedad de Alzheimer pueden aparecer en el cerebro y en algunos líquidos corporales mucho antes que las señales de pérdida de memoria”, dice el Dr. Richard Hodes, director del Instituto Nacional sobre el Envejecimiento.

“Estos descubrimientos han revolucionado nuestra manera de estudiar la enfermedad, ya que buscamos intervenir lo antes posible para retrasar o incluso prevenir la pérdida de memoria y otras alteraciones cognitivas,” puntualiza el especialista.

El objetivo es comprender cómo cambian las funciones del cerebro con el tiempo”, dijo el Dr. Michael Weiner, investigador principal de ADNI en la Universidad de California. “A través de imágenes del cerebro y del uso de biomarcadores (mediciones de la composición biológica del cerebro) podemos observar su estructura y ver cómo funciona en cuatro fases de la enfermedad. Estas incluyen problemas de memoria, capacidad para procesar pensamientos, pérdida de control de los estados de ánimo y de los sentidos, y desaceleración del corazón y la respiración.”

La nueva definición de Alzheimer

Siguiendo la misma línea de biomarcadores se encuentra el José Luis Molinuevo, director científico del Barcelona Brain Research Center,  centro de investigación de la Fundación Pasqual Margall en España.

Según ha explicado Molinuevo, la nueva definición de Alzheimer deja de lado la sintomatología clínica como criterio diagnóstico, para centrarse en los biomarcadores asociados al proceso patológico de la enfermedad, las placas amiloides y los ovillos neurofibrilares de Tau, ambos tóxicos para las neuronas.

Esta nueva definición  entiende la enfermedad como un continuo que empieza décadas antes de la aparición de los primeros síntomas, permitirá definir con mayor precisión los compuestos idóneos para ser probados en ensayos clínicos y las personas candidatas a participar en estos ensayos.

“No obstante, esta nueva propuesta no está formulada para ser utilizada en la práctica clínica habitual, ya que todavía no hay soluciones terapéuticas disponibles para curar, retrasar o prevenir la enfermedad de Alzheimer”, ha precisado Molinuevo.

En el planeta existen 45 millones de personas que padecen Alzheimer.

www.guiadecontactomedico.com

@GuiaCMedico

A %d blogueros les gusta esto: